< class="moduletable ">
 

Esta posada no nos salía en los buscadores porque buscábamos alojamiento para dos parejas con niños. No tienen camas supletorias, sí cunas, pero las camas son tan grandes que pudimos dormir estupendamente. Por lo demás, ratificamos lo dicho en otros comentarios: la casa y las habitaciones son estupendas; la ubicación es magnífica; y la atención y el desayuno de primera. Muy recomendable.

 

Esta semana santa hemos pasado unos días inolvidables en esta posada. Fantástica la habitación con preciosas vistas a la sierra, su espectacular desayuno con toda clase de detalles, en cuanto a la atención inmejorable, tanto de la persona que nos atendio como de la gente del pueblo. Sin duda volveremos pronto a este precioso lugar.

 

Hemos pasado un fin de semana maravilloso.La posada está situada en un pueblo de ensueño. El trato ha sido buenísimo,la señora encargada del negocio es muy amable y servicial.En cuanto a las instalaciones muy limpias y perfecto el mobiliario. El desayuno a la hora en que se solicita y muy completo. Recomendable para parejas.

  

Somos una familia sevillana que descubrió la sierra salmantina en julio del 2007 y no lo pudimos hacer de mejor manera:nos encontramos con La Posada y, aún mejor, con Nieves. No me podía imaginar que hubiera un lugar tan ideal y tan perfecto; ni que hubiera una persona a cargo de dicho lugar tan especial.Ella,"su castillo"-como decian las niñas y Miranda con su gente hicieron que nos enamorásemos de la Sierra de Francia y contamos los días para poder volver.